Carta abierta sobre los acuerdos de readmision

enviado al Consejo de la Union y a la Comision Europea

Mirek Topolanek

Presidente del Consejo de la Union Europea

Rue de la Loi, 175

B - 1048 Bruselas

José Manuel Barroso

Presidente de la Comision Europea

B - 1049, Bruselas

Paris, 20 de Enero del 2009

Asunto : por la transparencia en la negociación y la aplicación de los acuerdos comunitarios de readmisión

Señores Presidentes del Consejo y de la Comision,

En el Pacto europeo sobre la inmigración y el asilo adoptado por el Consejo europeo el pasado 16 de octubre se presenta, entre las medidas que hay que poner en ejecución con el fin de luchar contra la inmigración irregular, la conclusión “con los países con los que sea necesario, de acuerdos de readmisión, sea a nivel comunitario o a título bilateral, de modo que cada Estado miembro disponga de instrumentos jurídicos para asegurar el alejamiento de los extranjeros en situación irregular". Prevé también evaluar “la eficacia” de los acuerdos comunitarios y revisar los mandatos de negociación que todavía no han sido concluidos.

Al día de hoy, onze acuerdos comunitarios de readmisión están vigentes : con las regiones administrativas especiales de Hong Kong y de Macao de la República popular de China, Sri Lanka, Albania, la Federación de Rusia, Ucrania, Moldavia, y cuatro países de los Balcanes occidentales : Serbia, Montenegro, Bosnia Herzegovina y Macedonia. Otros están en proceso de negociación : con Marruecos y Paquistán desde el 2000, con China, Turquía y Argelia desde el 2002.

Junto con la red Migreurop, las asociaciones firmantes expresan su preocupación al comprobar que la Union europea continua un proceso que, aunque compromete de cerca la cuestión de los derechos fundamentales, se desarrolla en una casi-total opacidad. En efecto, no existe ningún mecanismo que permita informar al Parlamento europeo, a los parlamentos nacionales y ni siquiera a las sociedades civiles de los países implicados de los criterios y de la evolución de la negociación de los acuerdos de readmisión, como tampoco de las consecuencias concretas de su conclusión.

Con esta carta abierta, nuestras asociaciones desean llamar la atención sobre la necesidad de introducir la transparencia en las negociaciones y en la aplicación de los acuerdos comunitarios de readmisión. A la vista de los datos ya conocidos, tenemos razones importantes para pensar que las condiciones de negociación distan mucho de garantizar el respeto de los derechos fundamentales de las personas, y que incluso pueden incitar a su violación (I). Como primera etapa hacia esta transparencia indispensable, deseamos tener respuestas a algunas cuestiones que nos planteamos, tanto sobre los acuerdos ya concluidos como sobre los que son objeto de negociación (II).

I - Razones para preocuparse

Según el antiguo Comisario europeo encargado de la Justicia y de los Asuntos interiores, el Sr. Franco Frattini : "la negociación de los acuerdos de readmisión no fue cosa fácil. (...) La principal razón de su lentitud es que, aunque estos acuerdos teóricamente sean recíprocos, está claro que en la práctica sirven esencialmente los intereses de la Comunidad. Tal es particularmente el caso de las disposiciones relativas a la readmisión de nacionales de países terceros y de apátridas - condición sine qua non de todos nuestros acuerdos de readmisión, pero que es muy difícil de aceptar para los países terceros. Que las negociaciones lleguen a buen término depende mucho de los "incentivos", o debería decir las "zanahorias", de las que la Comisión dispone, es decir de incentivos suficientemente poderosos para lograr la cooperación del país tercero implicado" . [1]

No dudamos de que, para cada acuerdo, las relaciones de fuerzas deben ser diferentes, y el tamaño de las "zanahorias" variable : en el caso de Sri Lanka (uno de los primeros acuerdos que entró en vigor), fuentes procedentes de miembros de la delegación de Sri Lanka atestiguan que en el momento de la negociación de este acuerdo, los debates fueron totalmente dirigidos, y las decisiones tomadas, por la parte europea . [2]. Posiblemente no haya ocurrido igual en países como Rusia, cuyo peso, en términos geopolíticos y económicos, le permitió conseguir concesiones importantes de la UE, como lo comprobó la Comisión LIBE del Parlamento europeo. [3]

En otros casos, la UE juega de la dependencia económica de ciertos países terceros para obtener su colaboración en la política migratoria por medio de un acuerdo de readmisión. Así, tratándose de Paquistán, como podemos leer en la pagina web oficial "Francia diplomacia" : "LA UE concedió rápidamente concesiones comerciales para la entrada en el mercado europeo de productos paquistaníes, particularmente en el sector de los textiles. En septiembre de 2005 entró en vigor un acuerdo de cooperación que extiende la cooperación a numerosos campos (comercio, desarrollo, medio ambiente, ciencias). Su puesta en ejecución es, sin embargo, condicionada a la firma por Paquistán de un acuerdo de readmisión. LA UE es el primer socio comercial de Paquistán, destinatario del 30 % de sus exportaciones y del 20 % de sus importaciones. Paquistán también es uno de los principales beneficiarios de la ayuda comunitaria en Asia (165 millones de euros de ayuda previstos para el período 2002-2006)" . [4]

Este tipo de colaboración forzada, en la que parecen prevalecer las apuestas económicas o políticas frente a las capacidades del país tercero de proteger los derechos de las personas, genera enormes riesgos.
El ejemplo marroquí es una buena ilustración : es difícil no vincular la aproximación UE/ Marruecos sobre las cuestiones migratorias desde principios de los años 2000 (donde estaba en juego un acuerdo de readmisión), y la recurrencia de las redadas y expulsiones de migrantes subsaharianos (incluidos los solicitantes de asilo presentes en el territorio marroquí) en este país, en flagrante violación de las normas nacionales e internacionales . [5]

Nos conformaremos con recordar aquí uno de los últimos acontecimientos, ocurrido el 28 de abril de 2008, en las costas de Al Hoceïma (nordeste de Marruecos) en donde entre 29 y 33 migrantes (y entre ellos cuatro niños) habrian fallecido ahogados al haber sido reventada su embarcación neumática, según varios testimonios concordantes, a cuchilladas por soldados. [6] Ninguna investigacion independiente que permita aclarar este hecho no ha sido, hasta el dia de hoy, dada a conocer publicamente.

Podríamos también hablar de la situación en Ucrania, donde el índice de atribución del estatuto de refugiado no excede el 2 %, y donde el ACNUR expresa su preocupación en cuanto al respeto del principio de “non refoulement” (no devolución), a la calidad del examen de las solicitudes de asilo y a las condiciones de acogida de los refugiados. [7] En noviembre del 2005, la asociación Human Rights Watch hacía público un informe sobre la situación de los migrantes y de los solicitantes de asilo en este país, mencionando maltratos, detenciones prolongadas en condiciones más que difíciles de estas personas y, a veces, incluso retornos forzados hacia su país de origen con el riesgo de desconocer las disposiciones del artículo 3 del convenio europeo de derechos humanos. [8]. Por su parte, Amnistía Internacional denunciaba en junio de 2008 la situación muy degradada de los solicitantes de asilo en Ucrania afirmando : "Ucrania no es un lugar de asilo seguro para los refugiados" . [9]

II - Algunas preguntas sobre los acuerdos de readmisión concluidos y en negociación

Nuestras asociaciones consideran que ya es hora de proceder a una evaluación tanto de la negociación como de la ejecución de los acuerdos comunitarios de readmisión, sin limitarse a la cuestión, abordada por el pacto europeo, de su "eficacia". Nos parece indispensable que, tratándose de una materia tan sensible y que toca muy de cerca a los derechos fundamentales de las personas, debe realizarse una evaluación tanto cuantitativa como cualitativa, cuyos resultados se comuniquen al Parlamento europeo y a las sociedades civiles de los países implicados.
Con este fin deseamos que se nos comuniquen las siguientes informaciones :


1. Acuerdos de readmisión ya vigentes :

a) el número de nacionales de los Estados terceros contratantes que han sido objeto de una readmisión efectiva ;

b) el número de las solicitudes de readmisión por parte de los Estados demandantes que no han sido aceptadas por el Estado requerido ;

c) el número y la nacionalidad de naturales de países terceros a los Estados firmantes de los acuerdos, que han sido objeto del procedimiento de readmisión.

Prestamos especial atención a esta cuestión en el marco del acuerdo con Albania, dado que se ha cumplido el plazo de dos años previsto para la vigencia de esta cláusula (1 de mayo de 2008).

Acuerdo con Ucrania :

- el número de nacionales georgianos, moldavos, turcos, vietnamitas y turcomanos que fueron objeto de una medida de readmisión

Acuerdo con Rusia :

- el número de nacionales uzbecos que fueron objeto de una medida de readmisión

d) el número y la nacionalidad de las personas que han sido objeto de una readmisión en el marco del procedimiento "acelerado", previsto en los acuerdos con Rusia, Ucrania, Moldavia y Serbia.

e) Las garantías solicitadas por los Estados miembros de la Unión Europea en cuanto al respeto efectivo de los derechos fundamentales, particularmente los previstos por el Convenio de Ginebra de 1951 sobre los refugiados y el Convenio europeo de los derechos humanos.

NB : aunque una cláusula dicha "de no incidencia" figura en los acuerdos que hacen referencia a varios textos internacionales, ésta no se acompaña de ninguna garantía específica y precisa sobre las obligaciones de las partes contratantes en cuanto al respeto del principio de “non refoulement” o la prohibición de tortura y de otros tratamiento inhumanos o degradantes (artículo 3 del CEDH).

f) Más específicamente en cuanto a los países de los Balcanes, las condiciones de readmisión de nacionales que pertenecen a la comunidad Rrom, particularmente vulnerable.

2. Acuerdos comunitarios de readmisión en curso de negociación.

Nuestras asociaciones desean ser informadas sobre los criterios que guiaron y que guían la negociación de los acuerdos de readmisión. Esta cuestión es tanto más pertinente y más importante cuando el Consejo considera, en el Pacto europeo sobre la inmigración y el asilo, que estos mandatos deban ser revisados : ¿sobre qué bases ? ¿Con qué orientaciones ?

Asimismo nos gustaría conocer los resultados de la evaluación que el Consejo y la Comisión harán sobre los acuerdos de readmisión y su eficacia.

Le agradecemos que aporten una respuesta a nuestras diferentes preguntas, contestación que, como esta carta, haremos pública.

Atentamente,

Por la red« Migreurop » [10] y por las otras asociaciones firmantes

Claire Rodier, Presidente

Asociaciones firmantes :

Redes : ENDA Europe - Fédération internationale des Droits de l’Homme (F.I.D.H.) - Réseau Euro-Méditerranéen des Droits de l’Homme (REMDH)

Belgica : Abraço ASBL - CIRE - CNCD - LDH Belge - SAD (Syndicat des Avocats pour la Démocratie)

Bosnia Herzegovina
 : Helsinki Committee for Human Rights in Bosnia and Herzegovina

Burkina Faso : Association « Nouveau Monde »

Camerun : « Un monde avenir » - Association des Réfugiés sans frontières (ARSF) - Association d’aide aux familles et victimes des migrations clandestines (AFVMC) - Collectif « Voix des migrants » - Fondation Conseil Jeune - Groupe de recherche action sur les migrations en Afrique centrale (GRAMI - AC) - Welcome Back Cameroon (WBC)

Espana : Acusr Las Segovias, Andalucia Acoge - APDHA - CEAR - Coordination de la « Rede Brasileiras e Brasileiros no Exterior » - MUGAK

Francia : ACT UP - ANAFE - ATMF - Autremonde - Association de défense des droits de l’homme au Maroc (ASDHOM) - CIMADE - Collectif Ivryen de Vigilance contre le Racisme - Comité Catholique Contre la Faim et pour le Développement (CCFD) - CRID - Droits devant ! - FASTI - Fédération Sud Education -Fondation Frantz Fanon - Forum civique européen - France Amérique latine - FTCR - GISTI - Initiatives et Actions Citoyennes pour la Démocratie et le Développement (IACD) - IPAM - MRAP - Réseau Solidaire et Citoyen (RESOCI) - Survie - Terre des Hommes - Union des associations latino-américaines en France - Union syndicale Solidaires -

Guinea : Association ADEG

Inglaterra : Barbed Wire Britain Network to End Refugee ans Migrant Detention - Statewatch

Italia : ARCI - ASGI - Comitato Antirazzista Durban Italia (CADI) - MELTING POT - NAGA

Kosovo : Rad Center

Libano : Frontières

Luxemburgo : ASTI - ACAT

Mali : Association des maliens expulsés (AME) - FORAM - Mouvement des Sans Voix

Marruecos : ABCDS-Oudja - AMERM - AMDH - ATTAC Maroc - Association de sensibilisation et de développement des Camerounais migrants au Maghreb - Association pour la défense des droits humains des Camerounais migrants au Maroc - Association des Migrants et Réfugiés Guinéens au Maroc - Association sud pour la migration et le développement - Concerned Migrants Group (C-M-G) Worlwide - GADEM - Pateras de la Vida

Mauritania : Association mauritanienne des droits de l’homme (AMDH) - Association mauritanienne pour la promotion de la démocratie et l’éducation citoyenne (APDEC)

Portugal : SOLIM

Sahara Occidental : Association Sakia Lhamra Développement et immigration

Serbia : Association Reintegracija - Forum NVO

Sénégal : Enda Diapol - Groupe Migration Développement du CONGAD

Togo : ATTAC Togo

Uruguay : Asociacion « Idas y Vueltas », association d’amis et familles des migrants en Uruguay


Documents

carta abiert- acuerdos de readmision

(Word – 142.5 ko)