Llegada de barco en Sicilia

El derecho a la fiscalización violado una vez más

Información transmitida por ARCI que se encuentra en el lugar

Ayer, 26 de octubre, desembarcó en el puerto de Catania, Sicilia, un barco que transportaba 132 migrantes que dicen ser palestinos.

7 egipcios fueron arrestados con la acusación de ser pasadores

Los migrantes llegaron en un barco de pesca egipcio de 30 metros.

Son todos hombres, aparentemente hay una gran cantidad de menores (los militantes que están en el lugar dicen que casi la mitad)

Los migrantes fueron llevados a un local apartado de la ciudad, requisado por la policía para ser utilizado como un lugar de encierro.

Por ahora todas las solicitudes de acceso de las asociaciones han sido negada. La asociación ARCI que había pedido entrar ha recibido la negativa de la Prefectura de Catania. Motivo : obstrucción de la acción judicial.

Ni el ACNUR pudo entrar, aunque hay un acuerdo con el Gobierno para acceder a los centros.
El representante de ARCI nos informa que un grupo de personas permanece reunida frente al local donde fueron llevados los inmigrantes (http://www.officinarebelde.org/)

Hay un gran riesgo de que los migrantes puedan ser rápidamente identificados tan rápido como ciudadanos egipcios y expulsados.

Si se contemplan las cifras dadas por el Ministerio italiano del Interior, se observa que hay un vuelo charter de expulsión casi semanalmente que sale de Roma o incluso de Catania a El Cairo.

Migrantes desembarcados en Sicilia a finales de septiembre de 2010, a pocos kilómetros de distancia de donde han desembarcado esta mañana los 132, fueron identificados y expulsados a Egipto el mismo día de su llegada. También fueron expulsados a Egipto 21 inmigrantes desembarcados en octubre en Latina, cerca de Roma.

En gran parte gracias al acuerdo denominado de "colaboración" entre Italia y Egipto, firmado en 2007 por ambos países. El chantaje, en el caso de este acuerdo, son unos pocos miles de puestos en los contingentes de acceso al territorio para trabajar a cambio de un rápido reconocimiento de la nacionalidad egipcia en los procedimientos de readmisión. El hecho de que la mayoría de los migrantes egipcios presentes en territorio italiano haya entrado por mar, muestra que, finalmente, pocos trabajos se han reservado a los egipcios.

Datos del Ministerio italiano del Interior sobre las expulsiones de Italia en octubre de 2010 :

http://www.interno.it/mininterno/site/it/sezioni/sala_stampa/notizie/2010/index.html?pageIndex=2&category=&year=2010&subcategory=

22/10/2010 : a las 17:00 ha salido del aeropuerto de Roma un vuelo charter conjunto hacia Lagosa (Nigeria), en el que han sido repatriados 36 ciudadanos de Nigeria, de los cuales 28 fueron expulsados de Italia, 5 de Malta y 3 de Noruega, escoltados por los operadores de policía de los respectivos países de origen.

Del 14 al 22 de octubre "han sido expulsados a Argelia, en vuelos regulares desde Roma, 34 argelinos que habían desembarcado en los días anteriores en la costa de Cerdeña, tras su identificación por las autoridades consulares.

Semana del 16 de octubre : "han sido expulsados 54 ciudadanos extracomunitarios, provenientes principalmente de Marruecos, Argelia, Egipto."

Semana del 9 de octubre : "han sido repatriados en varios vuelos, 26 ciudadanos extracomunitarios, principalmente de Túnez, Marruecos y Ghana".

5 de octubre "otros 22 egipcios han sido expulsados, en un vuelo charter, desde Roma en dirección de El Cairo." De los 22, 21 habían desembarcado el 4 de octubre en la costa de Latina provenientes de Egipto.

29 y 20 de septiembre "han sido repatriados, en varios vuelos, 62 extracomunitarios clandestinos, marroquíes, argelinos y tunecinos, interceptado en territorio nacional, y otros 55 egipcios en dos vuelos charter desde Catania a El Cairo." Los 62 formaban parte de un grupo de 82 desembarcados en la costa de Sicilia, cerca de Catania.

El Ministerio recuerda "La expulsión de los extranjeros, que se suma a la de otros 22 egipcios en curso esta semana en varios vuelos regulares, es el resultado de la excelente colaboración entre el Ministerio del Interior, a través de la Dirección Central de Inmigración y la Policía de Fronteras y las oficinas de inmigración en los países del Mediterráneo que están en el origen de los tráficos migratorios ilegales".