Communicado conjunta

Campaña de visitas : Trabas al derecho a saber

« Campos de extranjeros en Europa : ¡Abrid las puertas ! ¡Tenemos derecho a saber ! »

El encierro administrativo de extranjeros, instrumento banalizado de las políticas migratorias europeas, es una realidad ocultada a la sociedad civil y a los medios de comunicación. Esta opacidad propicia derivas y múltiples violaciones de los derechos humanos [1]. Sin embargo, la ciudadanía europea tiene derecho a conocer las consecuencias de las políticas puestas en práctica en su nombre.

Así, en el marco de la campaña inter-asociativa « Open Access : ¡Abrid las puertas ! ¡Tenemos derecho a saber ! » [2], las redes Migreurop y Alternatives Européennes han impulsado una campaña de visitas a los lugares de encierro de extranjeros en Europa y fuera de ella, que se ha desarrollado del 26 de marzo al 26 de abril de 2012.

Se trataba de levantar acta sobre el acceso de la sociedad civil (en particular, asociaciones y medios de comunicación) a los lugares de encierro de extranjeros. De acuerdo a los textos europeos [3] , el acceso a la información es un derecho inalienable de los ciudadanos europeos, proclamado por el conjunto de instituciones europeas.
Reporteros Sin Fronteras, números periodistas, asociaciones y colectivos ciudadanos han solicitado las visitas ante las autoridades competentes de su región.

Es así como parlamentarios nacionales y europeos, así como militantes asociativos y, en casos excepcionales, periodistas han podido visitar 13 centros de internamiento, en Bulgaria, Italia, Francia, Mauritania, Serbia y Croacia.

La primera constatación resulta particularmente inquietante pues muestra la determinación de hacer invisibles e inaccesibles estos lugares. Varias visitas no han podido realizarse por las asociaciones debido al rechazo por las autoridades o por haber quedado las solicitudes sin respuesta. Se ha impedido abiertamente el acceso a los periodistas. Esto nos lleva a preguntarnos : « ¿Y ahora qué hacemos ».

Próximamente estará disponible un balance detallado de las visitas, lo que permitirá conocer la situación de las personas extranjeras encerradas. Será también la ocasión para plantear la continuidad a dar a esta campaña.
Hay que conseguir dar a conocer la realidad de las condiciones de detención de los extranjeros en estos establecimientos. Tenemos derecho a conocer lo que pasa en ellos.

**********

BÉLGICA

El acceso de la Liga de Derechos Humanos belga y de cinco periodistas al centro de Brujas ha sido rechazado en dos ocasiones con la excusa de que ya existen suficientes órganos de control internos y externos, que contribuyen además a una humanización de los centros.
Demostrando una curiosa interpretación de la transparencia, y a fin de mostrar que las autoridades escogen cuidadosamente a las personas que pueden acceder a los centros, sólo algunos periodistas escogidos (que no son los que participan en la campaña) han sido invitados por el ministerio correspondiente a una visita guiada del nuevo centro denominado « Caricole » inaugurado el 25 de abril, cuando todavía estaba completamente vacío.

BULGARIA

Solo ha sido autorizada una de las cuatro visitas programadas. El acceso al centro de Pastragor ha sido rechazado, en tanto que las solicitudes de visitar los centros de Banya y Lyubimets han quedado sin respuesta. El parlamentario Pavel Dimitrov ha sido autorizado a visitar el centro de Varna pero la sociedad civil se ha quedado en la puerta.

CROACIA

La autorización para visitar el centro de Prohvatni centar z astrance Jezevo se ha concedido en un solo día. El 10 de abril lo visitaron cuatro miembros del Center of Peace Studies y un periodista.

ESPAÑA

La solicitud de visitas a los centros de Zapadores (Valencia) y Sangonera (Murcia) se plantearon conjuntamente por parlamentarios, asociaciones y periodistas.
Pese a la insistencia, no fue posible obtener una respuesta. Tan sólo fue posible la visita al centro de Zapadores por parte del Síndic de Greuges que estaba acompañado de varias asociaciones. Paralelamente a este rechazo a la entrada de medios de comunicación, el ministerio del Interior organizó una rueda de prensa en Zona Franca (Barcelona). Los periodistas pudieron grabar imágenes de las instalaciones pero sin posibilidad de hablar con las personas encerradas.

FRANCIA

Como transposición del artículo 16 de la Directiva de Retorno sobre el acceso de las asociaciones a los lugares de retención para extranjeros, el gobierno francés aprobó, el 8 de julio de 2011, un decreto que regula su “derecho de visita” de forma muy restrictiva y limitativa. Este decreto ha sido criticado por muchas asociaciones. Así, para ajustarse a este contexto, las visitas de las asociaciones debían efectuarse acompañadas de una o un parlamentario. Los periodistas hicieron sus solicitudes de manera autónoma o se anunciaban como acompañantes de los parlamentarios. Ningún periodista o militante ha podido entrar (excepto los que pertenecen a asociaciones ya autorizadas). Se pretendía llegar a un gran número de centros : los centros de retención administrativa (CRA) de Toulouse, Rennes, Bordeaux, Vincennes, Palaiseau, Rouen, Strasbourg, Mesnil-Amelot, Cergy, y la zona de espera de Roissy. Sólo han podido ser visitados los centros en los que se ha presentado un parlamentario, no habiendo sido los parlamentarios autorizados a ir acompañados : Toulouse, Rennes, Vincennes, Strasbourg, Bordeaux et Roissy.

ITALIA

Se solicitó la entrada en cuatro centros de internamiento : los centros de identificación y expulsión de Milán, Bolonia y Trapani y, por primera vez en Italia, la zona internacional del aeropuerto de Roma, Fiumicino. Sólo en Bolonia se autorizó el acceso de la sociedad civil. En Trapani, el rechazo a las asociaciones se hizo de forma oral « a la espera del aval del Ministerio del Interior » (aunque esto no esté previsto en la ley italiana) y sólo pudieron visitar el centro con una parlamentaria. En Milán, tanto los abogados de los migrantes acusados de haber provocado las revueltas de enero de 2012, como los periodistas, así como un consejero regional y las asociaciones han sido rechazados alegando motivos diferentes : motivos de seguridad en el caso de los abogados y periodistas, y en el caso de las asociaciones la coincidencia de la fecha prevista con una festividad nacional. El consejero regional recibió una respuesta escrita condicionando la decisión final al aval del Ministerio del Interior. Idéntica respuesta para la sociedad civil en el aeropuerto de Roma Fiumicino. Finalmente la visita pudo realizarse gracias a la presencia de un senador.

MAURITANIA

Se solicitó la entrada en los centros de Nouakchott y Nouadhibou. Los militantes asociativos sólo pudieron acceder al centro de Nouakchott.

SERBIA

Los centros « Prihvatiliste z astrance » à Padiska Skela y Vranje, así como la prisión de Subotica formaban parte de los lugares previstos en la campaña. Sólo los militantes asociativos han sido autorizados a acceder a la prisión de Subotica. Los periodistas fueron rechazados. El acceso al resto de lugares fue rechazado.

RUMANÍA

Migreurop está en contacto desde hace varias semanas con detenidos del centro de retención de Arad en Rumanía. Manifestaron su situación el 8 de marzo de 2012 : Camps d’Arad (Roumanie) : "on est en enfer". Tras esto, se han desarrollado movilizaciones a nivel nacional impulsadas por asociaciones, militantes y periodistas. Los medios de comunicación se personaron en el centro con la intención de entrar para informar de la situación, siéndoles denegado el acceso. En un golpe de efecto, el 4 de mayo se autorizó una visita.

Igualmente se han presentado demandas en POLONIA, sin obtener respuesta.

La movilización continúa, están prevista otras visitas en las próximas semanas.

**********

Ver comunicados de prensa de Open Access (www.openaccessnow.eu)

- Denegado el derecho a la información de la sociedad civil y de la prensa en los campos, 17 abril 2012

- Texto de campañaEncierro de migrantes en Europa : ¡Tenemos derecho a saber !

Podéis firmar también el llamamiento en : http://www.openaccessnow.eu/sign-up/

CONTACTOS DE PRENSA :

openaccess@euroalter.com - laure.blondel@anafe.org 01 43 67 27 52


Portfolio